A cualquier lugar, ¿recuerdas?

Le diste forma a cada uno de mis sueños. Te me resbalabas, y jugabas a deslizarte por mis dedos, como escapando del mundo. A veces se incrustan en mi vida las mil veces que dijimos que íbamos a escapar. A cualquier lugar, ¿recuerdas?. Qué más da, Japón que China, Italia que Estados Unidos. Íbamos a comernos el mundo de la mano y supongo que eso era lo único que quería tener en cuenta.
¿Se puede recordar algo con tal intensidad que haga que tu corazón tiemble de emoción? Como si aún mis labios estuvieran sintiendo ese primer beso. Como si aún mis ojos pudieran apuntar directos a tus pupilas. ¿Se puede recordar deseando que el pasado sea parecido de nuevo al presente? Ahora solo soy un cúmulo de sueños. ¿Sabes? dicen que los sueños son mentiras que algún día pueden acceder a ser ciertas. ¿Te han contado alguna vez la diferencia que hay entre la imposibilidad y la improbabilidad? Lo imposible no existe. Pero lo improbable...lo improbable tiene una oportunidad entre un millón de ocurrir. Que tú y yo coincidiéramos era improbable, que te convirtieras en algo más para mí también, y que me besaras cualquier día bajo un cielo gris...también, pero sucedió. Y por eso me gusta la improbabilidad...porque te da la opción de soñar.
Y a todos nos gusta soñar, a todos nos gusta ser como niños otra vez. Y supongo que querer a alguien es como invertir las ilusiones y después recoger los intereses.
A todo el mundo le gusta sentir un temblor en el corazón cuando unos labios se encuentran a centímetros de otros labios. A todos nos gustan los mensajes de buenas noches e incluso esos pequeños debates que acaban en un beso que te hace olvidar hasta tus propios argumentos. Supongo que a todo el mundo le gusta hacer el amor, porque mientras se hace el amor, la guerra frena.
Supongo que a todo el mundo le gusta hacer treguas con sus sentimientos...
Pero no a todo el mundo le gusta tener unos brazos como los tuyos tan lejos en las noches frías, no. Pero qué tonta soy.Quizá no sea improbable que vuelvas...quizá lo que pase es que se haya convertido en algo imposible.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Ni novios, ni amigos, ni colegas. Somos lo que el tiempo deja.

Si algún día te preguntan por mí.

Palabras que te mereces aunque no lo sepas.